Y los domingos a misa

Opina - Sociedad

2016-08-11

Y los domingos a misa

Quienes marcharon exigiendo el derecho a educar sus hijos desde sus valores familiares -es decir como les dé la regalada gana-, lo hicieron desconociendo un principio superior a sus entendederas: no hay convenios internos que puedan superar lo que manda la carta política y de derechos de un país, así pues, ni diez mil, ni cien mil, ni cien millones de personas marchando pueden lograr que se le desconozcan los derechos a sus iguales, porque así les duela: esos maricas que tantos odian son sujetos de derecho, como ellos.

IMG_1241Pero bueno, digamos que están en la libertad de odiar a los homosexuales; pero que no cojan los niños indefensos de escudo, esos que dicen defender; porque organizaron y salieron a marchar para reclamar autonomía y protección para los más pequeños, pero no los veo adoptando los más de 56.000 niños abandonados en 2014, por heterosexuales, desde luego, que por otro lado tampoco quieren que los adopten parejas del mismo sexo, al tratarse de una aberración anti-natural, impropia de lo que manda la Biblia.

Y aunque ya no causa extrañeza, fue la misma iglesia católica que habla de amor, respeto y tolerancia la que convocó a marchar por las buenas costumbres del país. Esas que indican que los curas pueden violar niños sin que la ley los toque o que un hombre que deje mujeres embarazadas por donde vaya es un macho de verdad, verdad.

¿Hasta dónde puede llevarlos el odio y la vileza? Porque no tengo como más describir a dos padres que promueven un referendo para que los recién reconocidos derechos de su hija lesbiana, le vuelvan a ser negados. Y no me pidan que no me meta en su núcleo familiar, porque ellos se están metiendo en el mío y en el de millones de personas más, solo porque el odio moviliza todavía más votos que los tamales. Y si no es verdad que su hija tiene tal condición anormal, como lo ven ellos, tampoco tiene presentación alguna que una política, de supuesto tinte liberal y que dice haber estudiado derecho -sí, DERECHO- promueva el odio, la homofobia y la ignorancia, porque esos que piden que los maricas sigan en el clóset, esos que ordenan desconocer nuevos modelos de familia, existentes hace décadas, son quienes no dejan avanzar el país al ritmo que debería.
IMG_1240¿Y para cuándo marchan para que la esclavitud vuelva ser legal? ¿O para cuando la protesta para pedir que se le quiten los derechos políticos a las mujeres y que vuelvan a la cocina? O mejor, ¿cuándo saldrá el vulgo a exigir que la tierra vuelva a ser redonda y se cambie la Constitución Política por una Biblia?

Hay que dejar que la civilización siga su rumbo, independientemente de los gritos estridentes de esa Colombia retrógrada que no acepta la diversidad que lo rodea, esa que puede existir sólo en secreto, porque hacerlo público es incómodo de ver.

Hay que dejar de elegir a esos políticos que nos quieren ignorantes, a quienes servimos mientras no chistemos y apoyemos todas sus lides, justas o no, beneficiosas o no, porque son ellos los causantes principales del retraso mental, económico y social que salió a marchar el día de ayer para que los maricas sigan en el clóset o se sigan matando por bullying.

Para cerrar quiero dejar algunas preguntas, esos padres que marcharon ayer, ¿están dándole una educación con qué valores a sus hijos? ¿Han hablado con ellos realmente de educación sexual responsable? o una bien sencilla, ¿de qué color es la tapa del manual de convivencia de sus hijos? Porque si están tan indignados es porque de pe a pa están de acuerdo con lo que hoy rezan esas hojas. 

Es triste pensar que ayer marcharon los matones exigiendo su derecho a matonear. 

( 7 ) Comentarios

  1. Hola. Admiro mucho tu forma de escribir, y he publicado algunos de tus artículos. Apelo a tu sentido común, y eres al único que quise escribirle. Cada uno tiene la obligación de enseñarle a sus hijos valores como la tolerancia y respeto; a lo que no están obligados los padres es a enseñarle a sus hijos teorías como la ideología de género; así como cada uno tiene derecho a seguir la religión que quiera, o no seguirla. Porque haya curas hipócritas, y hasta pastores, no significa que alguien no pueda creer en la Biblia. Sin discriminar por esto a los que no creen; y los que no creen, no tienen derecho a prohibirla. Es un privilegio de la democracia. Por último, la imagen de la pancarta no me cuadra con el entorno.
    Seguiré leyéndote, porque tus argumentos son enriquecedores, y seguiré defendiendo la idea de que en los colegios se enseñe tolerancia, así como en los hogares se escoja la religión; aunque lo ideal sería, que todo se enseñara desde casa; pues un niño con un hogar disfuncional (homo o hetero), va a crecer lleno de vacíos; y la escuela no será responsable de su suicidio, como tampoco de su “homosexualización”. No marché, pero me gusta que lo hayan hecho; así se le puede pedir a los padres, que muestren su celo por la educación de sus hijos, con una reestructuración de la educación desde el hogar.

    • Hola Eliana, muchas gracias por comentar. Creo que nunca había contestado un comentario a una columna, pero me llama la atención el respeto desde el cual lo haces para estar en contra de muchas de las cosas que aquí se dicen. Primero, estoy de acuerdo contigo en que la educación debe empezar en casa, desde el ejemplo, el problema es que esa educación tiene fallas y vacíos enormes. Lo que hay que enseñar es respeto, tolerancia, amor por el prójimo, como tanto dice la religión, pero no se puede predicar la buena fe y después salir a marchar para que niños confundidos, abandonados, aterrorizados en sus colegios por su condición sigan igual o peor. Se necesitan cambiar las normas y los paradigmas para que los niños y jóvenes, nuestros hijos, se desarrollen en un entorno amigable, plural y distinto. Hasta pronto.

  2. ayer marcharon fueron los que no les gusta que a sus hijos heterosexuales se lña monten los homosexuales que se meten al colegio a exigir su derecho a acosar heterosexuales para corromperlos y pasarla bueno.

    hablo como persona que fui acosada sexualmente por un homosexual y por ello digo, a nadie le gusta que lo acosen y menos una persona de su mismo sexo. si a veces no soportamos que lo haga alguien del sexo opuesto ¿por que ir a soportarle sus acosos aalguien del mismo sexo de uno?

  3. Creo que quien odia es el columnista. La mayoría de las personas han apoyado la legislación que condena la discriminación por una u otra razón. En este caso es al revés. La minoría no acepta y no tolera la visión de la mayoría y quiere imponer la suya atropellando a los demás.
    En las marchas gay he visto gente del común que los aplaude y los anima, pero salen padres de familia a marchar y es un hecho de odio, son cavernicolas, imbeciles y no se cuantos epitetos mas.Se nota la tolerancia que tanto pregonan.

  4. ReplyPadre defensor de su hijo

    Nadie tiene el derecho de enseñarle a mi hijo a ser marica. Informese señor periodista en que consiste esas cátedras en Holanda, España y Canadá. Se le enseña a los niños que tener pene no te hace hombre, y a las niñas que tener vagina no las hace mujer; Hay una clase en que los niños se visten de mujer, se maquillan y toman el rol de travestis (por que no puede tomar el rol de mujer siendo un varón) y a las niñas a vestirse de hombre, tomando el rol de marimacho (por que no puede ser un varón siendo mujer); Hay otra clase en que consiste en que el niño toca y se deja tocar de otros niños, además de besarse, y las niñas se dejan tocar de otras niñas y las besan. Señor periodista no tiene que tener uno 10 cm de frente para saber las consecuencias que esto acarrea.
    Primero tenga usted sus propios hijos y si quiere dejaselos al cuidado de los sayayines del bronx, pues no serán ñeros, ni viciosos, ni ratas y ni narcos. Según su teoría que por malos ejemplos de la calle nada les va a pasar.
    Por último deje el bulling y matoneo que tanto pregona, hacia la iglesia Católica, recuerde que aún Usted tendrá que rendir cuentas a Dios de los comportamientos en la tierra; y recuerde que Dios ama a todos incluyendo al pecador, pero ABORRECE el PECADO.

    • De dónde puede salir tanta ignorancia? De dónde saca esa información de las cátedras que se dan en España, Holanda y Canadá? Yo vivo en España y mis dos hijos han nacido y estudiado aquí y nunca he escuchado esas historias… Aunque aquí también existe el bullying hacia los homosexuales hay muchas más tolerancia que en otros países. No se enseña el odio sino la integración. Hay mucho odio, miedo e ignorancia que está siendo aprovechada para hacer creer a la gente en Colombia cosas que no son reales. Vivamos en paz con tolerancia y amor.

  5. ReplyRafael Enrique Plata Casas

    Por Dios… Leo los comentarios y ratifico lo pensado. Tal y como pregunta el columnista, QUIEN PUEDE DECIR EL COLOR Y QUE DIBUJO TIENE LA PORTADA DEL INFORME???

    No entienden que es un informe dirigido a RECTORES y MAESTROS, para que se tenga en cuenta y SI LO CONSIDERAN (el rector, maestro y padres de familia…), hagan los cambios que consideren a los MANUALES DE CONVIVENCIA, según su propia voluntad y política???

    Cuando se habla de educar a los niños bajo las preceptivas del tal ¨MANUAL¨?

    Lo único que se demostró, como ya lo he manifestado es nuestra propia ignorancia, pobreza espiritual, doble moral, resentimiento visceral; y, lo peor: SIRVIENDO DE TÍTERES A INTERESES QUE VAN MÁS ALLÁ DE NUESTRO IGNOTO ENTENDER…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ian Schnaida
Periodista, docente, director de conlaOrejaRoja.com