Si los uribistas leyeran

Opina - Sociedad

2017-07-22

Si los uribistas leyeran

El problema con los fieles seguidores del máximo jerarca del Centro Democrático es que solo hay dos tipos: los que saben que están del lado del mal, tapándole al expresidente de los tres huevos güeros y los que creen que apoyando a Uribe están reencaminando a Colombia por la senda del bien, porque en nada la gente ya no podrá salir a la finquita.

Pero si los uribistas leyeran, entenderían que matando campesinos, persiguiendo periodistas y haciendo acusaciones gravísimas sin ninguna prueba no se construye país, y menos si se tienen medios masivos como RCN tan dispuestos a replicar el odio sin dudar ni investigar.

Si los uribistas se informaran entenderían que es imposible que el político más calculador del país fuera engañado sistemáticamente por Jorge Noguera (preso), Yidis Medina (presa), Sabas Pretelt (preso), Andrés Felipe Arias (prófugo), Valencia Cossio (preso), ‘la coneja’ Maria del Pilar Hurtado (presa), el General Santoyo (extraditado), el Mayor Meneses (hoy pieza clave contra su hermano), su primo Mario Uribe (preso), su cuñada Dolly Cifuentes (extraditada), su sobrina Ana María Uribe (presa), Flavio Buitrago (extraditado), José Miguel Narváez (preso), Salvador Arana (preso), Pedro Juan Moreno (asesinado), Antonio López, alias Job (asesinado), Bernardo Moreno (preso), Alberto Velásquez (preso), Francisco Villalba (asesinado) y un largo etcétera.

Es que hasta lo traicionó Óscar Iván Zuluaga, que hoy parece estar en el olvido, viendo que está calladito, en modo bajo perfil tras confirmarse que recibió dinero de Odebrecht, esperando que muera el tema y que Uribe raje del dinero que recibió Santos para poder volver a militar tranquilamente en el partido de los descarados que sobreviven gracias a la mala memoria de los colombianos.

Si antes de ir a un foro de salud del CD, se pasaran por un periódico entenderían que cuando Uribe saca pecho con La Ley 100 y da consejos para salir de la crisis de salud es porque es un oportunista y un descarado. Es por todos bien sabido que aquí uno va de EPS en EPS viendo en cual lo dejan morir más cerca de la entrada de Urgencias, gracias a él.  

También sabrían que los ataques del expresidente contra el periodista Daniel Samper son delictivos y mentirosos, pero ellos deciden confiar en quien les alimenta el fuego de las antorchas, pues es más chévere ser parte de una horda criminal irracional que de un partido político con ideas y argumentos.

Si los uribistas leyeran libros como ‘Los jinetes de la cocaína’, ‘El señor de las sombras’, ‘A las puertas del Ubérrimo’ y por supuesto ‘El Clan de los 12 Apóstoles’, el libro de Olga Behar, sabrían de las aventuras de Santiago Uribe que el expresidente no cuenta y por las cuales ya ni siquiera deja que le pregunten.   

Además, hace rato habrían entendido que el acuerdo de paz que tanto critica Uribe está muy lejos de las ofertas y dádivas que el propio expresidente ofreció en su momento a la guerrilla de las FARC para desmovilizarla. Porque lo que le molesta de este acuerdo es no ser el protagonista y no poder controlar la cantidad de verdad que puede salpicarle, justo en campaña electoral donde él es el único que arrea votos para su partido antidemocrático.

Hace mucha falta que actualicen su información del país y dejen de llamar Castrochavismo a todo lo que no concuerde con lo que jura el libertador de Antioquia, pues hay que entender que el país cambió y el mundo también, que no es matando y ocultando responsabilidades que progresa un país.

Por favor, dense cuenta de que en el partido de Uribe también hay exguerrilleros y sus honorables parlamentarios llegaron a tan noble cargo sin un sólo voto propio, lo que hoy tanto critica la bancada de mindundis.

Y como para tener contexto político mundial, que tanto dicen les gusta, lean la historia del ascenso ‘democrático’ de Hitler al poder y se darán cuenta del garrafal error que han cometido y siguen cometiendo.

Su amado líder no solo es capaz de hacer trizas la paz, sino también lo que queda de tejido social, periodismo independiente y democracia.

Es momento de que asuman la responsabilidad que como ciudadanos tienen, y se den cuenta del daño que le están haciendo al país al apoyar un debate sin argumentos y una lucha mezquina para seguir en el poder que amenaza con terminar de denigrar lo que queda de debate político.

Si los uribistas leyeran no serían uribistas, porque tarde que temprano quedarán en ridículo cuando la justicia llegue, termine de desenmascarar a su falso líder y pasen a ser un único grupo que tiene consciencia que está haciendo historia con uno de los peores exponentes de nuestra historia política. Ahí sí querrán estar del otro lado.

 

( 3 ) Comentarios

  1. El punto es ese… si leyeran.
    Es como si creyeran que han alcanzado la razón, más allá de todo cuestionamiento, y por lo tanto no requieren más información o evidencia.

  2. Gracias por la lista de libros.. ya se que regalerles a mis amigos uribistas.

  3. Los acólitos del Uribismo son FANATICOS del mesías, y eso los hace ciegos,por eso no puden… leer, son ANALFABETAS FUNCIONALES, como diria Uslar Pietri.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ian Schnaida
Periodista, docente, director de conlaOrejaRoja.com