La puñalada al proceso de paz

¿Qué pasó Colombia? Ya empezábamos a creer en ti ¿Qué pasó política colombiana? A pesar de la corrupción, eras más respetable ¿Qué pasó Cambio Radical?

Opina - Política

2017-10-09

La puñalada al proceso de paz

¿Qué pasó Colombia? Ya empezábamos a creer en ti ¿Qué pasó política colombiana? A pesar de la corrupción, eras más respetable ¿Qué pasó Cambio Radical? Pensamos que querías lo mismo que la gran Unidad Nacional. Las respuestas a estos interrogantes no son difíciles de descifrar, pero se puede resumir en conveniencia política y elecciones presidenciales.

¿Realmente Cambio Radical actuó mal al decir que no apoyaría la Jurisdicción Especial para la Paz? No, no lo hizo. Solo mostró el verdadero rostro que escondió durante 3 años. El Proceso de Paz nunca fue su mayor anhelo, pero como su futuro candidato a la Presidencia ostentaba el cargo de Vicepresidente, el partido no tuvo otra opción que ponerse la máscara del ‘Santismo’ y salir a pelear junto a la Unidad Nacional por unos acuerdos que, hasta ese momento, parecían ser los mejores y más viables.

Ahora que Vargas Lleras renunció al cargo que tenía y pretende alcanzar por firmas la Presidencia de la República (apoyado por Cambio Radical, aunque ellos sigan creyendo que nadie se ha enterado). El partido, en su totalidad, decidió dar un paso al lado con los debates de la JEP lo cual representa una puñalada al Proceso de Paz y a la (mal formada) Unidad Nacional.

Pero, ¿qué hay detrás de esa decisión? La intención, con seguridad, es congraciar con algunos sectores políticos que no están a favor de los Acuerdos de Paz, para lograr que las fichas del tablero de las presidenciales se muevan a beneficio propio. Es por eso que se puede hablar de un divorcio entre Santos y Vargas Lleras, o mejor, Santos y todo Cambio Radical.

¿Qué tan malo es, ante esta sociedad, coquetearle al exnovio de su expareja? Planteo esta pregunta para poner en términos más coloquiales lo que está haciendo Vargas Lleras, y su partido, con el Centro Democrático y su fundador Álvaro Uribe, quien, a su vez, fue casi conyugue de Juan Manuel Santos ¿Se entiende el triángulo amoroso? Un poco conveniente ese cambio tan radical.

Resultaría más grave para Colombia que este coqueteo se convierta en una relación amorosa, pues significaría una alianza para las presidenciales. “Cambio Radical y Centro Democrático unidos por un país en guerra”, podría ser un buen lema de campaña.

Vargas Lleras demostró ser todo un estratega político, sabe perfectamente qué máscara usar en cada una de las ocasiones, sabe en qué momento usar la paloma de la paz y en qué momento dar puñalada al proceso para favorecerse políticamente ¿Se iniciará ese idilio de amor? Por el beneficio de Colombia esperemos que NO.

Adenda: Según la última encuesta realizadas por la Revista Semana, en alianza con Caracol Televisión y Blu Radio, se evidencia que la mayor intención de voto sería en la región Caribe la cual siempre (por razones que supuestamente desconocemos) ha favorecido a Cambio Radical (el partido con más políticos investigados en la actualidad), ahora se necesitará más tarros de mermelada que antes.

 

( 3 ) Comentarios

  1. Existe esa posibilidad, porque para ellos dejar el poder en alguien izquirdoso, es convertir a Colombia en un Castro-Chavismo. No obstante, habran muchos de Rc que no quieran apoyar a su jefe por aquello de las firmas y, enfilen baterias hacia Compromiso Ciudadano que, es una buena opcion, por la seriedad y honestidad de Fajardo.

  2. Que nos quede claro. Los políticos nos han manipulado para que con nuestro voto legalicemos la mal llamada “democracia” en que vivimos. Que no se llame a “engaño”, más importante que votar por presidente es IMPORTANTISIMO votar por un buen senado, por buenos concejales, etc. Ese es el verdadero poder. Las leyes amañadas que benefician a pocos son fruto de que hemos permitido elegir a cualquier tipo sin ética y que no lucha por nosotros para que haga las leyes. Todo pasa por el SENADO. Así que los invito a votar con mucha conciencia por quienes realmente defiendan nuestros intereses. Si seguimos votando por los mismos corruptos de siempre, no cambiaremos este país. A elegir SOLO personas de alta calidad, honestos, probos, así no figuren de primeros en las listas de los partidos. Y también por los partidos que han probado ser justos (VERDE, PROGRESITAS, etc.).

  3. Ojalá la gente por fin se de cuenta de lo traicioneros que son estos dos sujetos y le nieguen el respaldo categóricamente, relegándolos al último lugar en la elecciones, para que nunca más aspiren a cargos públicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Juan Sebastián Villate Bautista
Estudiante de Comunicación Social, Periodismo y Derecho de la Universidad de La Sabana. Apasionado por el periodismo y la política. Veo en este oficio la opción de abrirle los ojos a la sociedad.