No nos arrebatarán la esperanza de una Colombia en Paz

WhatsApp Image 2019 05 24 at 9.28.54 AM

Foto: Hugo Alexander Villegas

El pasado 20 de mayo se encontraron en los baños de la Universidad de Antioquia una serie de panfletos que tenían por objetivo la amenaza a 6 estudiantes de la Universidad, integrantes de procesos estudiantiles y personajes destacados en la reciente movilización y paro nacional. Este panfleto lo firma el “Bloque Universidad de Antioquia de las Águilas Negras” que se auto reconoce en la misma como los “salvadores de la basura guerrillera y comunista que se tomó la Universidad” para lo que manifiestan acciones de “limpieza social” para el Alma Mater.

Este hecho no es ajeno a la realidad social y política en la que se encuentra actualmente el país, es una situación que de forma articulada con las políticas estatales conjuga un panorama desalentador para las y los ciudadanos, las comunidades y los territorios que construyen proyectos democráticos, participativos y alternativos en el país. En particular, el caso del Acuerdo de Paz que puso fin a medio siglo de conflicto armado entre el Estado colombiano y las FARC-EP, y que se ha configurado como otra experiencia histórica más de incumplimiento a lo pactado, de falsas promesas y falsas esperanzas para el pueblo colombiano representado en el abandono a miles de hombres y mujeres que le apostaron a construir un país del tamaño de sus sueños y convicciones.

Así mismo, los 27 Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación -ETCR- están en peligro de desaparecer por la falta de voluntad política y garantías del gobierno nacional, lo cual se une a la inseguridad jurídica y al asesinato de más de 130 excombatientes luego de haber hecho dejación de armas. Se enmarca también en este panorama el asesinato de cientos de líderes y lideresas sociales en diferentes zonas del territorio nacional, muchas de ellas zonas rurales, un hecho que se intensifica todos los días y cada vez con más reiteración en aquellas personas que defienden la vida, el territorio, los derechos humanos y la paz.

La universidad pública no es ajena a este contexto crítico que se presenta, pues ha sido históricamente cantera de luchas populares a partir de la educación crítica, la movilización y la defensa de la paz como derecho fundamental. Es así como vuelven los panfletos de la muerte, mecanismos empleados para silenciar e intimidar, para generar zozobra y terror.

En el marco regional y local, este hecho se ha prestado para que desde el establecimiento se presenten diversas justificaciones, como es el caso de las afirmaciones efectuadas por el General Eliecer Camacho, Comandante de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, quien dice que: “este tipo de panfletos surgen como iniciativa de algunas personas que pretenden que se acabe los desórdenes y disturbios que se presentan en la Universidad”, lo que pone de manifiesto que según su visión son los mismos estudiantes los culpables de estas amenazas y que la Fuerza Pública “no cuenta” con la capacidad suficiente para informar quiénes son y cómo actúan las “Águilas Negras”, ni mucho menos la intención de darle fin a este “grupo”, cuya presencia y accionar delictivo se extiende en el territorio nacional, donde históricamente han realizado su accionar violento en contra de la población civil.

Todos estos hechos reflejan, más que el regreso, el fortalecimiento de políticas antipopulares de la mano de los aparatos estatales que buscan debilitar y desaparecer del mapa político a todos los que se pelean por el derecho a vivir en un país en paz y con justicia social.

Desde las diferentes organizaciones estudiantiles, artísticas y populares que conformamos la Escuela Itinerante, una iniciativa de coordinación y acompañamiento a los ETCR en el departamento de Antioquia que por medio de la cultura, la memoria y la resistencia busca aportar en la construcción de un país en paz y con justicia social, alzamos la voz en contra de estas amenazas a los estudiantes de la Universidad de Antioquia, y rodeamos a nuestras y nuestros compañeros y amigos en este camino hacia la paz, rechazando estas acciones cobardes y violentas que solo buscan acallar las iniciativas de cambio que se construyen cada día desde las aulas y los territorios.

Hoy más que nunca alzamos la voz: “POR PRINCIPIOS, POR LAS CERTEZAS QUE NOS MOTIVAN, PORQUE SOMOS REVOLUCIONARIOS: AMAMOS LA PAZ”

Firman:

Antifa Medallo.

Confecciones la Montaña.

Cooperativa de estudiantes y egresados de la universidad de Antioquia-COOESDUA.

Escuela popular Victor Jara.

Oficina de asuntos estudiantiles-OFAE.

Sede estudiantil-FCE.

Cooperativa COOMULDESNA.

Alianza de Medios Alternativos-AMA.

Visitas: 867